Algo que Ver: I'm a Cyborg, but That's OK

dissabte, 2 d’abril de 2011


Título: I’m a Cyborg, but That’s OK (Saibogujiman kwenchana)

Año: Diciembre de 2006

País: Corea del Sur

Género: Comedia, Drama, Fantasía, Romance (parece mentira que pueda juntar tal variedad de géneros, pero en realidad sí)

Duración: 105 minutos

Director: Park Chan-wook

Productor: Lee Chun-yeong, Park Chan-wook

Escrita por: Jeong Seo-kyeong, Park Chan-wook

Reparto: Im Su-jeong, Rain

Música: Jo Yeong-wook



Sinopsis:  
“Tras sufrir una crisis mental que termina en intento de suicidio, la joven Young-goon es ingresada en un hospital psiquiátrico. Convencida de que es un cyborg de combate, y no un ser humano, Young-goon deja de comer y utiliza pilas y baterías eléctricas para “recargarse”.

En su afán por cumplir la misión que, como cyborg, le ha sido encomendada, trabará una curiosa relación con un chico que se oculta constantemente tras una máscara y que se cree capaz de robar el alma de los demás.”



Algo que decir: 
Bien, sí: sé que parece que sólo me dedico a hacer críticas de cine, y apenas a las literarias o musicales pero es que es mucho más divertido! Además, tardo varias semanas en terminarme cada libro, porque los ratos que puedo dedicar a eso son los trayectos en el metro/bus y poco más, mientras que cuando tengo algún momento libre en casa suelo aprovechar para ver alguna película “nueva” en fin: no es que éste comentario al aire viniera a nada, también porque Picnic Series en sí, no lo sigue apenas nadie, y sólo me postea Miyu (que eres lof, pero tú me entiendes).

Dicho esto, sí: me pongo con la reseña sobre I’m a Cyborg, que bien lo merece.



Lo primero: OTRA película preciosa. Con esto, me estoy dando cuenta de que al final, sí me voy a hacer fanática del cine Coreano.



Es original, es divertida y triste, es dura y tierna todo en su justa medida, y muy bien combinado. No tiene quizá ese toque “técnico” tan cuidado cinematográficamente hablando de 3 Iron (la cito por ser también cine Sud-coreano, no por ninguna otra cosa) o de Picnic (que cito por ser igualmente asiática, aunque Japonesa, y por tener una trama bueno, ligeramente parecida), pero sí incorpora algo más de tecnicismos en el plano de efectos especiales por ejemplo: bastante cuidados y bien integrados por cierto, estoy decentemente satisfecha con ello a pesar de que me declaro una grandísima detractora de los efectos especiales gratuitos en cine.

El argumento ya de por sí es atractivo: una joven que ingresa en un psiquiátrico porque está convencida de que es un cyborg, y que allí traba cierta relación con otro interno que asegura poder robar el alma de la gente. La verdad, es que lo de “robar el alma de la gente”, dicho así suena bastante distinto a como es realmente en la película; dicho así suena como cutre, en plan de robar no sé, algo como muy espiritual, pero no se trata de eso: él roba cosas a los demás que ellos utilizan como “escudos” con los que enfrentarse al mundo, pero que realmente son las cosas que los aíslan del mundo en sí y los hacen estar enfermos. El hurto en realidad, se toma como una picaresca por parte suya y como una afrenta por parte de quien lo sufre, pero realmente es todo lo contrario: es él quien sufre entonces las consecuencias del carácter sustraído y la otra persona se ve liberada es un poco extraño, pero yo por lo menos lo he entendido así.



Bueno, el caso es tampoco os quiero destripar toda la película, porque mi idea al reseñarla es que penséis “oh, pinta maja” y que la veáis, de modo que no os ahorraré ese trabajo.

Sencillamente, los dos jóvenes emprenden juntos un camino hacia la auto-aceptación, a través del cual superan en cierto modo sus problemas. Es una historia de amor: de amor a uno mismo y a los demás. 



Sé que me ha quedado una crítica un poco parca, y no estoy completamente satisfecha con ella, pero creo que transmite de todos modos una pequeña parte de lo que I’m a Cyborg ha hecho pasar por mi cabeza cuando la veía. La recomiendo muy mucho, aunque sé que no a todo el mundo le gustará porque es “distinta”, y lo distinto a veces gusta, y a veces asusta: sea lo que sea, merece la pena intentarlo!


Para hacer boca:

2 comentaris:

Miyu ha dit...

A mí me gustó mucho!! Y la tía es que me reía mucho en sus momentos de "soy un cyborg" no sé, mira, me hacía gracia xDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD!! Es fan XDDD. Yo ahora he hecho 1 blog nuevo, q es de chorradas superficiales como moda y cosas así xD: http://sillythingsonly.blogspot.com/ también te pondré link ahí! Aquí y al blog tuyo de piercings, que parece que hasta pega más y todo (por eso de la imagen xDD).

Misha_usa ha dit...

Fan! Si, yo me petaba con los momentos potochó en que empezaba a disparar y a matar gente <3

Ahora mismo iré a ver tu nuevo blog :O ves? si esque crean adiccion! (incluso aunque no nos postee ni el Tato xD), y te pondré linkido de él tb aquí ^^

Publica un comentari a l'entrada