En realidad no he muerto

diumenge, 2 de febrer de 2014

Pues eso: que en realidad, en el fondo, sigo viva. Sólo que últimamente no he tenido ganas de escribir (?), llamémoslo crisis bloguil, lo que sea <3

Recientemente ha habido un cambio significativo en mi vida, y es que me he trasladado a vivir durante un tiempecín a Italia, así que es un poco aquello de "pero en verdad, hace más tiempo desde que dejaste de escribir por aquí, eh?"... sí, bueno, hace más tiempo, pero me vengo a referir a que he andado muy liada los últimos meses, tenía mil cosas en la cabeza y la verdad es que la última cosa que me apetecía era ponerme a reseñar así que se me fueron acumulando los libros ya leídos y películas ya vistas, con lo cual todavía se me  hacía más y más difícil ponerme a ello viendo que se acumulaba el trabajo.
Pero lo dicho: llevo un par (tres) de semanas aquí, en el exilio, y como en Ryanair nos son nada colegas con el límite de peso del equipaje, y porque me parecía una soberana gilipollez trajinar libros ya leídos, he dejado mis tareas pendientes a la espera de mi regreso en Barcelona, y sólo viajé con tres libros que... ni he abierto desde que he llegado. Todo bastante curioso, cuando toda mi obsesión era meter más y más libros en la maleta porque "aquí estaría sola y aburrida", pero na, estoy sola y aburrida pero no me apetece en absoluto leer, no lo sé, nada tiene sentido para mí.

Lo que venía a decir, es que he ocupado mi tiempo estas últimas semanas más en ver series y algunas películas que hace tiempo que quería haber visto, así que mira, me apetece dar un empujoncito a la parte un poco más cinematográfica del blog ya que en su vertiente literaria ahora mismo lo veo jodido... tenía ya varias películas pendientes de reseña hace tiempo y CREO que intentaré ponerme con ellas, y con las más recientes, en un futuro cercano.

Nada: nota para mí misma, aquello que se hace. Simplemente me apetecía dejarlo por escrito, para luego pasar mucha vergüenza (?) si me lo follo no lo cumplo :)

0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada