Algo que Leer: 1Q84 - Llibre 3

dijous, 3 d’octubre de 2013


Título: 1Q84 - Llibre 3 [1Q84 (ichi-kyû-bachi-yon) - Book 3]
Autor: Haruki Murakami
Idioma original: Japonés
País: Japón
Editorial: Empúries Narrativa
Primera Edición: 2011
Traducción: Jordi Mas López
Número de páginas: 444 pág
Género: Misterio, Existencialista, Surrealismo
ISBN: 9788497877398

Sinopsis:
"L'Aomame i en Tengo es continuen buscant al misteriós Tòquio d'1Q84. Però els membres del grup religiós Sakigake, l'enigmàtica gent petita que actua des de l'ombra, els gats que en fer-se de nit ocupen un poble desolat on els trens mai no s'aturen, el corb que cada dia visita sens falta la Fukaeri... sembla que tot vol impedir que s'acabin trobant. Des del cel, dues llunes silencioses observen impertorbables els esforços dels amants, mentre, de peus a terra, l'investigador Ushikawa, dotat d'una tenacitat i un instint prodigiosos que res en el seu aspecte no suggereix, va estrenyent el cercle al seu voltant, a poc a poc però de manera inexorable.
Després de l'enorme èxit obtingut per Murakami -autor sempre fidel a l'univers narratiu que l'ha convertit en un dels novel·listes més seguits i reconeguts a tot el món- amb els dos primers llibres d'1Q84, en aquest tercer porta al desenllaç la història d'uns personatges que lluiten per reescriure el passat amb uns mitjans i uns objectius diametralment oposats als del clàssic de George Orwell."

Y en Castellano:
"A las voces de Aomame -la enigmática instructora de gimnasia y asesina- y de Tengo -el profesor de matemáticas y escritor-, se suma, en este tercer volumen de la novela 1Q84, la de un nuevo personaje, un hombre llamado Ushikawa que trabaja como detective. Su última misión se la había encargado Vanguardia, el misterioso culto religioso: consistió en comprobar si Aomame era digna de confianza para trabajar para el líder. Ushikawa dio el visto bueno a la joven, pero ésta los traicionó a todos, cometió un nuevo asesinato y luego desapareció. Si el detective no logra encontrarla, la venganza del culto se abatirá sobre él. Entre tanto, Aomame y Tengo, cada uno a su modo, siguen deseándose en la ausencia, buscándose -en el más puro estilo de Murakami- casi sin moverse de su sitio, aislados, quizá a punto de experimentar un giro radical en sus vidas y esperando un reencuentro que los redima... en el mundo de 1984, o en el de 1Q84, ese fantasmagórico universo con dos lunas."

Algo que decir:
Parecía que no iba a llegar nunca el día en que encontrara la fe para ponerme a leer la tercera parte (y por suerte, final), de ésta saga a la que ya le eché tantas flores en su día... pero aquí estamos, dando vueltas y vueltas a las pocas cosas que considero dignas de mención para ver cómo las ordeno por aquí abajo. 
No voy a dedicarme como en mi reseña anterior a criticar ni elogiar tantas cosas del estilo Murakami en general y de ésta saga en particular que me sacan de mis casillas, aunque podría resumirlo en unas pocas palabras: sigo pensando lo mismo que entonces. Por contra, me limitaré a expresar una opinión rápida, sobre la tercera y al parecer última entrega de la que verdaderamente ha sido para mí una historia interminable, y sin el encanto de la de Michael Ende (la cual adoro, así como dato).

El libro dos, que aquí en España nos llegó solapado con el uno, y por lo cual me siento agradecida ya que así pude superar éste duro trago en sólo dos entregas en lugar de tres, terminaba con Tengo y Aomame cada uno en su particular imaginería proclamando su firme intención de encontrarse el uno a la otra, y viceversa, con el resto de personajes pululando a su alrededor con mayor o menor interés.
En el tercero, se produce un cambio respecto a la estructura de los dos anteriores la cual se organizaba en capítulos alternos narrados desde el punto de vista ya fuera de Tengo o Aomame, introduciendo entre éstos los capítulos protagonizados y narrados desde el punto de vista del ya conocido investigador Ushikawa. La historia se desenvuelve, o algo parecido, con la acostumbrada falta de acción y repetición de datos diversos ya más que aprendidos (qué malos que son los chicos de Sakigake, qué bonitos los pechos de Fukaeri, qué feo el pelo púbico de Aomame... y demás), aderezada con puntuales revelaciones de lo más insólitas y mucha, muchísima reflexión interna de los tres personajes.
¿Cosas nuevas? No, no pasan muchas. ¿Cómo dilata la historia 444 páginas más, entonces? Yo me pregunto lo mismo, ¿no es bonito?

No voy a joder el final de la trama, aunque bien podría porque básicamente es como si no pasara.... ¿nada? De repente parece que todo va a resolverse en una especie de confluencia de los astros y a la página siguiente el amigo Murakami se ha follado la confluencia, se ha follado a los astros, y tú ni te has dado cuenta de cómo o por qué. 
 
No es ningún secreto que no soy fan de éste escritor. Leí en su día Kafka en la orilla y no me pareció la grandísima cosa... aparte de que a día de hoy sigo sin ver en él relación alguna con Kafka, también como dato; no pensaba leer nada más suyo pero me cayó ésta colección de rebote y ya que la tenía en casa la leí, nada: para darle un uso. No tengo intención de comprarle nunca más nada a este buen hombre y pediré a mis allegados que no se molesten tampoco en regalarme nada suyo, mayormente porque lo único que consigo al leerlo es, aparte de desperdiciar un tiempo que podría dedicar a lecturas más de mi gusto, ponerme de mala leche.
Por último, aunque quizá debí haberlo puesto en primer lugar (pero éste es mi blog y me lo follo cuando quiero), todo lo dicho no guarda ningún tipo de animosidad hacia los aficionados a la obra del amigo Murakami, o que simplemente opinen distinto a mí, claro.

Para hacer boca (fragmento extraído de una página al azar):
"…En Tengo va fer que no amb el cap.
Quan es va acabar la cervesa, va demanar un Four Roses amb gel i fruita seca, com l'altra vegada.
Potser aquella erecció del dia de la tempesta havia estat excessiva. El seu penis estava molt més dur i molt més gros que altres vegades. Havia tingut la sensació que aquell no era el seu membre de costum. Era brillant i llisquent. i més que no pas un penis real semblava una mena de símbol. L'ejaculació que havia tingut després també havia estat forta, intensa, amb un semen extraordinàriament espès. Segur que l'hi havia arribat fins al fons de l'úter, o encara més endins. Havia estat una ejaculació amb majúscules.
Però quan tot és massa perfecte, després es produeix una reacció inexorable. És així, com van les coses. ¿Havia experimentat alguna erecció, a partir d'aquella nit? No se'n recordava. Potser no n'havia tinguda cap, o havia estat una erecció de segona fila. Devia haver estat un telefilm per a tots els públics, per dir-ho en termes cinematogràfics, i per tant no hi havia res a comentar-ne, segurament.
..."

Y traduzco:
"…
Tengo  negó con la cabeza.
Cuando terminó con la cerveza, pidió un Four Roses con hielo y fruta seca, como la vez anterior.
Puede que la erección del día de la tormenta fuera excesiva. Su pene estaba mucho más duro y mucho más grande que otras veces. Había tenido la sensación que no se trataba de su miembro habitual. Era brillante y resbaladizo, y más que un pene real parecía una especie de símbolo. La eyaculación que había tenido luego también fue fuerte, intensa, con un semen extraordinariamente espeso. Seguro que le había llegado hasta el fondo del útero, o todavía más adentro. Había estado una eyaculación en mayúsculas.
Pero cuando todo es demasiado perfecto, después acontece una reacción inexorable. Es así, como van las cosas. ¿Había experimentado alguna erección, desde esa noche? No lo recordaba. Puede que no hubiera tenido ninguna, o se había tratado de una erección de segunda fila. Debía haber estado un telefilm para todos los públicos, hablando en términos cinematográficos, y por lo tanto no había nada a comentar al respecto, seguramente.
..."

4 comentaris:

Miyu ha dit...

Yo soy super fan de tus reseñas de Haruki Murakami, es que las espero con ilusión en plan día de navidad XDDDDDDDDDDDDDDDD en el fondo te gusta, NO NOS MIENTAS XDD que es como relación tormentosa de amor/odio (???) XDD.

Misha_usa ha dit...

Si venga, confieso: en realidad vivimos un idilio, todo tórrido y sensual, ya sabes... lo del pelo púbico es todo culpa mía (?) xD

Mr Stardust ha dit...

Tengo conflicto con Murakami también!! xDD Leí Kafka en la orilla y me encantó hasta que leí el final .__. Tardé AÑOS en entender el final hasta descubrir que es una gilipollez soberana y que nos la suda todo .__.

A 1Q84 le tenía muchas hasta que he leído varias reseñas incendiarias y por lo tanto sinceras, sin chicle, ni purpurina ni pollas, tal cual xDD

Misha_usa ha dit...

Sí, yo creo que este señor se ríe mucho de sus fans, así en confianza xD

Publica un comentari a l'entrada